viernes, 14 de marzo de 2008

La EMTP y los MEDIOCRES

En el comentario “El hombre mediocre”, José Ingenieros dividió a los hombre en mediocres y superiores. Dice:

“Los hombres sin ideales (los mediocres) desempeñan en la historia humana el mismo papel que la herencia en la evolución biológica: conservan y transmiten las variaciones útiles para la continuidad del grupo social. Su acción sería nula sin el esfuerzo fecundo de los originales (los superiores), que inventan lo imitado después de ellos. Sin los mediocres no habría estabilidad en las sociedades; pero sin los superiores no puede concebirse el progreso pues la civilización sería inexplicable en una raza constituida por hombres sin iniciativa. Evolucionar es variar; solamente se varía mediante la invención.”

Por ello, para que haya progreso, los puestos directivos de las instituciones deben ser ocupados por hombres "superiores". Cuando éstos son ocupados por "mediocres" - como ocurre en la mayoría de los casos ligados al sistema de enseñanza técnica - el sistema, en vez de progresar, se deteriora. Y esto simplemente porque los directivos mediocres no se rodean de "superiores" sino que se rodean de funcionarios más mediocres que ellos, para que lo les hagan “sombra”.

Si, por ejemplo, ustedes se detienen a investigar cuál es la formación de los funcionarios del Mineduc que tienen la responsabilidad de la EMTP, me encontrarán la razón. ¡Qué decir de los funcionarios directivos que siguen a continuación!. Así, se llega al absurdo de que la opinión de lo que hay que hacer en materia de formación técnica la termina dando “el maestro tornero o electricista del pueblo”, porque es la persona “más técnica” del sistema (estoy exagerando, por supuesto, para dejar las cosas en blanco y negro). Por ello, y con razón, algunos han dicho que la EMTP sería la gran estafa que se le ha hecho al segmento más vulnerable de nuestra juventud.

Así las cosas, al Consejo Asesor Presidencial para el Mejoramiento de la Calidad de la Educación no le quedó otra cosa que reconocer lo mal que estaba el sistema de formación técnica, y hacer las siguientes recomendaciones (en un lenguage "más elevado"):

- Configurar una institucionalidad en el Ministerio de Educación, con capacidades para ordenar y coordinar la totalidad del Sistema de Formación Técnica, que articule sus distintos componentes y promueva la calidad, pertinencia, cobertura y equidad de ésta.

- Generar una estrategia comunicacional que haga visible el valor y la prioridad que le asigna el Estado a la formación técnica.- Fortalecer decisivamente los Centros de Formación Técnica equiparándolos en estatus a las demás instituciones de educación superior.

- Incentivar la creación de CFT especializados públicos o privados que respondan a necesidades comunales o regionales.

- Promover la articulación de la formación EMTP con la formación técnica de nivel superior, facilitando la integración institucional correspondiente.- Establecer la exigencia de formación pedagógica para todos los profesores que se desempeñen en la educación TP.

- Promover el perfeccionamiento y actualización técnica de los profesores que se desempeñan en especialidades TP, a través de programas articulados con el sector productivo.

- Elevar la pertinencia de los programas técnicos manteniendo una vinculación estrecha entre las instituciones formadoras y el sector productivo, asegurando la actualización permanente de los programas y los procesos de enseñanza-aprendizaje.

- Generar nuevos mecanismos o potenciar los existentes para incrementar el aporte del sector productivo a la educación técnica, enfatizando el concepto de responsabilidad social.

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal